El lenguaje como expresión semántica de la conciencia

Share Button

TEMA 1 DESARROLLO PSICOMOTOR “LA CORPOREIDAD DEL SER HUMANO”

1.1 Unidad e integralidad de la persona. Relaciones psicofísicas

– Somos seres eminentemente corporales.

– Necesitamos de las relaciones entre todas las partes que nos forman para que la persona cobre pleno sentido como unidad completa y total.

– Esta unidad e integralidad de la persona se manifiesta en su ser y su actuar. Depende de la relación de sus partes con la unidad de su ser. 

Dimensiones del ser humano:


Dimensión corporal (“la persona no posee un cuerpo, sino que es un cuerpo”): incluye los aspectos biosomáticos (cuerpo como ámbito físico, su cuidado, higiene, salud y educación física). También está condicionada por la  relación motriz con el entrono y los demás (porque favorece la maduración corporal y el desarrollo de la persona) o el sexo (porque configura la integralidad de la persona). 

– Dimensión afectiva

: incluye los sentimientos, impulsos, tendencias,  pasiones, emociones, actitudes y motivaciones. Permite integrar a la persona en la sociedad como un ser social.

– Dimensión volitiva (voluntad):

uno de los principios fundamentales de la naturaleza humana para lograr su desarrollo integral y completo y alcanzar así sus propósitos. Ser, hacer y estar en el mundo.

– Dimensión intelectual (inteligencia)

: integra aptitudes y capacidades cognitivas como la percepción, atención, memoria, imaginación, creatividad o reflexión. También debe potenciar el desarrollo de la metacognición (capacidad de aprender a aprender).

1.2. Toma de conciencia de sí mismo

–>Origen de la noción de cuerpo

 – Se inicia en la infancia y repercute a lo largo de toda la vida.



Factores
que contribuyen a integrar la imagen del cuerpo:

– Acción corporal: permite la maduración neurofisiológica.

– Reacciones ante los estímulos del mundo exterior.

Hitos en la adquisición de la noción de cuerpo



El origen de la estructuración corporal se sitúa en las sensaciones interoceptivas.

– Esto genera una impregnación corporal neuro – vegetativa (debido a estimulaciones exteroceptivas), lo que provoca modificaciones y ajustes tónicos (por ejemplo tensar su expresión facial al llorar).

– Una vez comienza el ajuste tónico motor, se pasa a la fijación visual (exploración óptica del mundo, toma de conciencia de lo que les rodea y sensación de movimiento).

– Posteriormente, comienzan a imitar modelos, lo que permite aumentar la conciencia de sí mismos y el dominio del lenguaje (primeros sonidos).

– La conquista óptica del cuerpo seguirá las siguientes fases (primero extremidades superiores y después las inferiores):

4 meses: coordinación óculo – manual (por ejemplo meter algo en la boca) y capacidad de prensión manual (coger cosas).

5 meses: coordinación óculo – segmentaría (por ejemplo hacer la pinza).

Enriquecimiento de la acción motriz y la conciencia del cuerpo debido a la acomodación de las actividades perceptivas y la experiencia obtenida de:

1. Repetición motriz acumulativa (repetición de acciones)

2. Generalización de la actividad (globalización)

3. Re – cognición motora (ensayo – error)


Relevancia del mundo exterior y adquisición de un espacio práctico de acción (ya sabe que hay alguien en el espejo, tiene interés por los objetos y empieza a tener conciencia espacial).




Conciencia de los límites corporales y las posiciones (a los 9 meses) ya que es capaz de diferenciar sus manos de los objetos que manipula.

– El niño diferencia el mundo exterior del interior y el yo es concebido como un objeto frente al mundo. Es consciente de que el cuerpo está en movimiento, que hay una motricidad orientada dentro de un espacio vivido y orientado.
Según Piaget, se diferencian 3 tipos de espacios (medio a través del cual el cuerpo se puede mover):

1. Espacio topológico (el más cercano) hace referencia a términos como separación, orden, proximidad…

2. Espacio proyectivo (perspectivas)

3. Espacio euclidiano (coordenadas, paralelismos, horizontal – vertical…)

-Se produce una regulación del comportamiento gracias a la repetición gestual.

Adquisición de la marcha

: permite integrar las perspectivas espaciales y temporales.


– Adquisición del lenguaje – función semiótica (12 meses): primero desde una dimensión corporal, luego espacial y finalmente temporal.

– Paso de la acción de representación a la exploración de uno mismo y del mundo (muy importante el papel de la imitación, el juego simbólico, la imagen mental y sobre todo, el dibujo).

– La conciencia del cuerpo evoluciona paralelamente a la adquisición del espacio.

– Se produce la semantización del esquema corporal (experiencia psicosocial donde el niño imita y vive las maneras de ser de los demás). Importante el papel de la escuela y el aprendizaje escolar.

– Finalmente, gracias al cuerpo y al lenguaje, se alcanza el control corporal segmentario y global.

1.3. Conocimiento del cuerpo


El esquema corporal

– Incluye todas las dimensiones del Ser Humano.

– A través de su configuración y desarrollo se toma conciencia y conocimiento de uno mismo y de las experiencias de nuestro propio cuerpo.

– Es un proceso psicofisiológico (origen en datos sensoriales – estructuras motoras – vivencias y percepciones emocionales – necesidades biológicas).

Por tanto, para su elaboración se requiere de:

1. Maduración neurológica y sensorial

2. Experiencias personales y sociales

– Es un concepto que siempre se está modificando debido a estímulos externos como:

1. Información sensorial

2. Experiencias motrices

– Proporciona el marco espacial de referencia.

– Engloba: conocimiento + conciencia + imagen de uno mismo.

Share Button

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.